Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Lunes, 16 de mayo de 2016
Refugiados, mi voz desde esta orilla

Jerónima González: "necesitan un trato especial, mucho cariño y una ayuda muy grande, para que puedan afrontar una situación que ellos no han elegido para nada."

Noticia clasificada en: Jerónima González

 

Jerónima González (Taller de Comunicación y Diálogo)

 

 

 

¿Estás de acuerdo con la manera de actuar de tus gobernantes en la situación que viven los refugiados sirios? Si no es así, ¿qué le pedirías? ¿Qué deberían cambiar o mantener?

 

No estoy de acuerdo con su indiferencia ante el tema, yo les pedirá que actúen con más severidad, que no dejen pasar el tiempo haciendo pequeñas propuestas, que incluso ni las llegan a poner en practica,  que sean capaces de movilizar a la ciudanía, para que esta en una gran manifestación mundial, condene los hechos tan graves que se están cometiendo en ese país.

 

 

¿Qué podemos hacer los ciudadanos para cambiar lo que está pasando, para influir en ello? ¿o no podemos hacer nada, solo mirar?

 

Los ciudadanos podemos hacer mucho, primero tener buena información de los hechos que están sucediendo allí, no solo por los medios de comunicación sino de personas que han estado en medio del conflicto, como por ejemplo médicos sin fronteras, bomberos etc.  segundo no perder la ocasión de movilizarse, y apoyar a los pequeños grupos, que están haciendo algunas cosas y encuentran poco apoyo de la ciudanía y del gobierno, han recogido alimentos, ropas, artículos de limpieza personal, pero ahora les falta dinero para poder enviarlos, un contenedor cuesta alrededor de 4.000 euros, y se está esperando la respuesta del ayuntamiento para ver si los concede.

 

 

Algunas o muchas personas piensan que los refugiados son una amenaza (quitan trabajo, provocan inseguridad en la calle, tienen una cultura o una religión diferente…) ¿Qué te parece a ti?

 

No cabe duda que su cultura es diferente, pero no tiene porqué ser impedimento, si se ponen los medios de adaptación para ellos y para nosotros, las dos partes tienen que hacer esfuerzos en adaptarse, algunas personas piensan que solo ellos tienen que adaptarse a nuestras formas, pero no es así tenemos que ser las dos partes.

 

 

Nos gustaría que hicieras un comentario a esta afirmación: A medida que pasan los días y las imágenes se repiten y los acontecimientos dejan de ser una novedad, parece que nos “acostumbramos” a lo que pasa y nos volvemos más insensibles y pasivos ante esta y otras situaciones”.

 

Cuando un acontecimiento se repite con frecuencia, sin duda va perdiendo interes y fuerza, a medida que va pasando el tiempo, ahora bien  si seguimos activos a lo que va pasando día a día, se va tomando más conciencia y te vas sensibilizando más y te comprometes y ayudas más cada día, sobre todo si vas viendo que las personas están cada vez en peor situación.

 

 

Estas personas dejan su pueblo, su casa y parten huyendo de una situación difícil en busca de un futuro. No es un viaje de placer. Tal vez tú viviste esta experiencia y tomaste un día la decisión de abandonar tu pueblo en busca de un futuro mejor en otro país o en la ciudad. ¿Puedes comentarnos algo? ¿Te sientes identificado con esta situación?

 

He vivido la experiencia de emigrar del pueblo a la ciudad, pero no se puede comparar la dureza de dejar tu país, tu casa, tu familia incluso los hijos que son separados de sus padres, sin saber cómo van a ser acogidos, si tendrán para comer, como se pueden comunicar sin conocer el idioma, tiene que ser desesperante, necesitan un trato especial  mucho cariño y una ayuda muy grande, para que puedan afrontar una situación que ellos no han elegido para nada.

 

 

Hay un problema de acogida o, dicho con una palabra más nuestra, de hospitalidad. Los europeos les negamos un techo, una taza de caldo o un pupitre para sus hijos por razones políticas, económicas, electorales….¡Estarías dispuesta a participar en una iniciativa que dijera, por ejemplo: “Ven a mi casa: donde comen dos comen tres”? Si quieres decir algo más que sí o no, encantados.

 

No solamente necesitan comer son otras necesidades que yo no podría proporcionales, como aprender el idioma, legalizar sus papeles, colegios etc. Pienso que tienen que ser las instituciones que tienen personal competente y preparado para la situación, lo que si haría sería ayudar a las instituciones en aquellas cosas que yo tuviera conocimiento de ellas, y ellos al estar en grupo con otros en la misma situación se sentirían mejor acogidos.

palabras menores • Términos de usoMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress