Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Miércoles, 8 de marzo de 2017
Día de la Mujer

Unas palabras del grupo Flor de Azahar con motivo del Día de la Mujer

Flor de Azahar somos un grupo de mujeres del Barrio España mayoritariamente gitanas, perteneciente a la asociación Cali Mixta, que desde hace dos años trabajamos por nuestra promoción como mujeres, como gitanas y como ciudadanas. Con motivo del Día Internacional de la Mujer hemos preparado, acompañados de la publicación Palabras Menores, un pequeño texto que queremos hacer llegar a todas las mujeres y hombres:

 

Somos mujeres y somos gitanas. Nos sentimos muy orgullosas de ser gitanas. Para nosotras, si ya es un privilegio ser mujer, ser gitana lo es aún más.

 

En Flor de Azahar pensamos que la formación es algo necesario, y somos conscientes de que nos ayuda a tener las mismas oportunidades que las demás. Por eso, por ejemplo, necesitamos y pedimos, conocer y saber utilizar las nuevas tecnologías. También sentimos la necesidad de acompañar y ayudar a nuestros hijos cuando estudian, y colaborar más de cerca con los profesores.

 

Como mujeres gitanas aspiramos a que nuestras hijas (e hijos) tengan una mayor formación de la que tuvimos nosotras. Pero eso no va a ser posible si son excluidas o estigmatizadas por el resto de la sociedad por ser gitanas, o si son agrupadas en aulas o colegios que se convierten en guetos. Eso haría que no sea excepcional que una niña (y un niño) gitana llegue a la Universidad.

 

En el mundo del trabajo, las mujeres gitanas sufrimos dos dificultades: la primera, la que sufre cualquier mujer española por ser mujer; y la segunda, por ser gitana. Soñamos con presentarnos a un puesto de trabajo y que no nos lo nieguen por ser gitanas, o con no tener que hacer todo lo posible para hacer todo lo posible para que pase desapercibido que somos gitanas en una entrevista de trabajo. Como mujeres, creemos que somos tan capaces como los hombres y que tenemos derecho a un mismo salario.

 

Además, todas sacamos adelante el trabajo de la casa, un trabajo duro y muy digno. Creemos que hay que mejorar la participación del hombre en ello. A veces, somos nosotras las mismas que no permitimos que esto ocurra: tenemos que aprender a compartir, a delegar, y confiar en que ellos también lo sepan hacer.

 

Somos ciudadanas consumidoras como los demás y gestionamos el presupuesto familiar. Pedimos que el comercio nos trate igual que al resto de ciudadanos, sin desconfianzas ni prejuicios que tanta veces sentimos.

 

Desde el Barrio España, las mujeres de Flor de Azahar invitamos a todas las mujeres a que nos conozcan, porque el conocimiento elimina miedos y prejuicios y ayuda a superar la exclusión.

palabras menores • Términos de usoMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress