Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
María Herrero
Jueves, 20 de abril de 2017
Desde tres orillas: la organización

¿Y mis derechos?: el empoderamiento de los refugiados

Noticia clasificada en: María Herrero

El anfiteatro López Prieto de la facultad de Medicina acogió ayer la segunda jornada sobre los derechos humanos y la crisis del Mediterráneo organizada por Médicos del Mundo en colaboración con la Universidad de Valladolid. El tema central de la tarde fue el derecho a la salud de las personas refugiadas.

María Herrero

 

 

 

“El derecho al “grado máximo de salud que se pueda lograr” exige un conjunto de criterios sociales que propicien la salud de todas las personas, entre ellos la disponibilidad de servicios de salud, condiciones de trabajo seguras, vivienda adecuada y alimentos nutritivos.” Organización Mundial de la Salud. 

 

Durante la segunda jornada de reflexión y debate “Derechos Humanos en el siglo XXI: la crisis del Mediterráneo”, celebrada en la facultad de Medicina de la Universidad de Valladolid se trató el derecho a la salud de las personas refugiadas gracias a la proyección de un documental y dos mesas debate con expertos en la materia. También se trasladó a los pasillos de la facultad la exposición “Personas que se mueven” que cuenta historias de diferentes migrantes nacionales e internacionales.

 

A través de los ojos de Kais, Mohammed o Marwan, el documental “Nacido en Siria” dirigido por Hernán Zin se muestran las vicisitudes de los más pequeños que viven en campos de refugiados, que han sufrido la guerra en sus carnes, que caminan decenas de kilómetros buscando una oportunidad, o muchos de ellos que viven alejados de sus familias. Son historias duras de niños que no pueden dormir, que sueñan con volver a ver a su madre, que tienen quemaduras por todo el cuerpo, que están cansados y hambrientos y que asumen que “la guerra nos hizo mayores”.

 

Los niños también fueron protagonistas para Gonzalo Fermoso, médico especialista en medicina familiar y comunitaria que estuvo colaborando en Grecia con Doc Mobile - Medical Help!, una asociación alemana. “Donde hay niños hay alegría, hay más movimiento”, comentó. Gonzalo y el resto de voluntarios acudían con una ambulancia a los campos de refugiados, además de realizar una atención especial a los que viven en las calles y que no tienen acceso a los campos. La sarna es uno de los principales problemas médicos que tratan, además de infecciones respiratorias, heridas e infecciones cutáneas, traumatismos y patologías psiquiátricas: “sufren mucho insomnio”, añade Gonzalo. El siguiente paso para él y muchos de los ponentes es el empoderamiento: “ahora hacen falta proyectos de educación para la salud que les permitan despegar”.

 

También se pudo conocer la actuación de los voluntarios en los campos de refugiados de la mano de Marcos Benito, bombero de GFire Castilla y León que ha estado en Lesbos e Idomeni, en un trabajo conjunto con los bomberos de Cataluña y Navarra. Allí hacían desde reparto de alimentos y cartillas de racionamiento hasta acompañamiento y escucha a los cientos de personas que vivían en las tiendas de campaña. Una experiencia difícil y dura no comparable a ninguna otra: “por nuestro trabajo, estamos acostumbrados a ver muchas desgracias pero como esto no hay nada, es una miseria provocada por el hombre”, sentenció Marcos. El bombero habló de que no hay presente en los campos de refugiados, que la situación es extrema y que “es muy difícil cambiar las cosas”. Sus palabras sonaron a rendición, pero nada más lejos de la realidad puesto que desde su pequeña asociación siguen colaborando para mejorar la situación de estos migrantes. 

 

Eva María Vicente, técnica en EpTS en Médicos del Mundo España, Marcos Benito y Diego Cebas

 

El llamado siguiente paso también es fundamental para Diego Cebas, abogado de ACCEM Castilla y León, que ofrece asesoramiento y apoyo a solicitantes de asilo en la comunidad. “Tratamos de trabajar la próxima fase, cuando vienen aquí vienen para quedarse y necesitan vivienda, trabajo, etc.”, comentó. ACCEM Valladolid ha atendido 115 solicitantes de asilo: “no hablamos de caridad o solidaridad, hablamos de un derecho humano y hay instrumentos internacionales que nos obligan a proteger a estas personas”, sentenció Diego.

 

 

La organización de las jornadas

 

La oferta de sensibilización y formación en Valladolid no abarca la crisis del Mediterráneo, un tema que desde Médicos del Mundo dicen que no se trata demasiado. “La Asociación tiene toda la experiencia y la preocupación por una situación tan grave como esta. Hay que hablar de ello, hay que mostrarlo”, asegura Gloria Cháves, voluntaria de la asociación. Estas jornadas se desarrollan junto al Área de Cooperación de la Universidad de Valladolid, el marco concreto donde esta asociación pretendía enfocar las diferentes mesas debate: “queríamos tratarlo desde la perspectiva de los estudiantes, aunque corremos el riesgo de que lleguen más a la ciudadanía que a los propios alumnos y profesores”, apunta Gloria. Médicos del Mundo Valladolid trabaja de forma permanente desde hace dos años en la ciudad, y desde hace más de 25 en España, donde creen que pueden participar, colaborar y aportar “no solamente desde lo sanitario, pero también desde lo social y lo comunicativo”, añade. 

 

Gracias a eventos como los organizados por Médicos del Mundo, los asistentes están teniendo al oportunidad de conocer “de primera mano” muchas de las situaciones que se viven en los campos de refugiados y que los migrantes sufren durante todo el flujo migratorio, así como muchos de sus derechos fundamentales. Carmen López, de Médicos del Mundo Euskadi, fue la encargada de explicar las dificultades con las que se encuentran los inmigrantes a la hora de recibir atención médica, así como de reconocer el derecho a la asistencia sanitaria de los migrantes en situación irregular en España que desapareció justo hoy hace cinco años tras la reforma sanitaria de 2012 con el Real Decreto Ley 16/2012 y que vulnera el derecho a la salud. “Desde enero de 2014 a marzo de 2017 hemos recogido 3 340 casos de vulneraciones en España, además de encontrarnos con un mapa de situaciones desiguales dentro del país que van en contra de la equidad”, aseguró Carmen.

 

En la mesa, Carmen López, Irene Estébanez, de Médicos del Mundo Valladolid, y Gonzalo Fermoso.

 

 

La última oportunidad

 

La tercera y última jornada se celebrará el próximo 26 de abril a partir de las 16 horas en la sala de juntas de la facultad de Filosofía y Letras. La primera parte consistirá en un cine-fórum de cortos documentales participantes en la campaña “Personas que se mueven” y en el festival #Artículo31 Film Fest. Estas proyecciones tratarán sobre los derechos humanos y la crisis del Mediterráneo, tema que se tratará después con Sol Martínez, representante de Médicos del Mundo, y Marco Arcama, codirector del cortometraje "Refugiados, huellas borradas". Para la segunda parte, las jornadas contarán con una mesa redonda acerca de la “Cobertura de la crisis migratoria desde la perspectiva de la comunicación social” con la participación de Patricia Simón, responsable del diseño de la campaña “Personas que se mueven”, Violeta Assiego, activista, abogada, investigadora y comunicadora y Jaime Alekos, video-periodista.

palabras menores • Términos de usoMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress