Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Jueves, 4 de enero de 2018

El calcetín rojo

Noticia clasificada en: José Ramón Sánchez

José Ramón Sánchez

 

 

 

Juan estaba bastante nervioso porque tenía un examen y no encontraba su amuleto.

 

Ese día se levantó más pronto de lo que acostumbraba. Sabía que aquel examen era uno de los más importantes de su vida y, aunque lo llevaba muy bien preparado, estaba muy desasosegado debido a las características del ejercicio.

 

Necesitaba su amuleto de la suerte, aquel calcetín rojo que, puesto en su pie derecho, nunca le había fallado. Fue a buscarle donde siempre lo guardaba, en el cajón del aparador el pasillo, pero no estaba. Se quedó petrificado, inmóvil, por un momento. Juan tenía el convencimiento de que esa prenda tan valiosa le iba a salvar del sudor frío que le propiciaban los exámenes una vez más, gracias al calcetín iba a salir victorioso de la prueba.

 

Se pasó una hora buscándolo por toda la casa; movió muebles arriba en las habitaciones, revolvió cada uno de los rincones, pero al final no lo encontró.

 

Ese mismo 23 de mayo a las cuatro de la tarde comenzaba su examen de doctorado. Al salir de la prueba, ¡sorpresa! Resultó tener la mejor nota de toda su carrera. Sin duda, el triunfo estaba en el esfuerzo que había puesto cada día.

palabras menores • Términos de usoMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress