Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Lunes, 16 de abril de 2018
La parroquia de Pilarica celebra su 50 aniversario

Espiritualidad y misa castellana

Noticia clasificada en: Luis Arranz

Luis Arranz

 

 

 

En este año, la parroquia de Pilarica celebramos el acontecimiento que en 1968 hizo fundarnos como comunidad parroquial. 50 años de vida que, a lo largo de la historia del barrio, han estado presentes en la existencia de muchos de nuestros vecinos y que, hoy en día, seguimos “en camino” (como versa el lema del acontecimiento). En este medio siglo, nuestra sociedad ha cambiado mucho y, con ella, también nuestro barrio y nuestra comunidad. Todo ello hace resurgir nuevos retos a los que enfrentarnos y buscar siempre la forma de expresar ese mensaje tan esencial del que somos testigos y transmisores.

 

Con motivo de este aniversario, la comisión organizadora ha planteado, en este mes de abril, cuatro charlas para profundizar en diversos aspectos de la vida parroquial y que no debemos dejar de lado. Para ello, convocamos a cuatro grandes ponentes que, en algún momento de nuestra historia, han formado parte de la parroquia y son grandes expertos en las materias.

 

La semana que acaba de teminar empezamos con las palabras de José Antonio García SJ (Toño) que nos ha invitado a profundizar en la espiritualidad del cristiano en la parroquia. Incidiendo siempre en la necesaria y esencial relación personal e íntima con Jesús de Nazaret, expuso que todo cristiano debe partir de ella para, con ella, salir al mundo. Nos proponía vivir desde la memoria, es decir, desde el recuerdo y la presencia de Jesús en el mundo. Siempre se habla de creer en Él cómo fundamento esencial de todo cristiano, pero Toño, con muy buena percepción, nos invitaba a creer a Jesús, confiar en Él como modelo y compañero, que sale al encuentro en el camino, pero que también, en ocasiones, necesita que salgamos del camino para encontrarnos con Él.

 

En la tarde-noche del viernes pudimos vivir uno de los relatos más experienciales de todas las charlas. José Manuel Calzada nos expuso cómo y de dónde surgió la misa castellana (que en este barrio tanto nos gusta) para poder comprenderla un poco más y entender el significado de sus letras (que, aun habiendo sido escritas hace cuarenta años, siguen siendo profundamente actuales). Nos mostró cómo esas mismas estrofas y estribillos nacían de experiencias vitales en el campo, en el barrio, en el día a día de mujeres y hombres que, con mucho sudor, intentaban ganarse un pan para llevarse a la boca y a la de su descendencia. Cantos de denuncia que, unidos a las palabras de los profetas hacen un conjunto musical tan espiritual como cotidiano. El camino no fue fácil, como decía José Manuel, y muchos censuraron muchas letras que, en un tono más o menos evangélico, mostraban las injusticias que la gente padecía y padece desde siempre. Con todo iba presentando anécdotas de cuando él vivía en Pilarica y que fueron la levadura que dio volumen a su composición.

 

Estas dos charlas nos mostraron diferentes ámbitos que la comunidad parroquial vive desde su fundación y que siempre necesitan ser recordadas. La espiritualidad y la expresión de la fe forma parte de este conjunto humano que, en el barrio de la Pilarica, lucha por alcanzar ese Mundo al estilo de Jesús.

 

Damos las gracias a los dos oradores, José Manuel y Toño, que, invitados en su propia casa, nos ayudan a seguir caminando en este gran proyecto comunitario.

palabras menores • Términos de usoMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress